La adicción a los videojuegos - Centro Rehabilitación drogas en Sevilla

A día de hoy debido al crecimiento exponencial de los videojuegos, resulta complicado marcar el límite entre ser un jugador apasionado o estar completamente enganchado, llegando a crear una adicción.

La organización Mundial de la Salud (OMS) catalogó la adicción a los videojuegos como un desorden de salud mental, incluyéndose dentro del grupo de los desórdenes adictivos de la clasificación Internacional de Enfermedades mentales. Esta clasificación ha permitido ayudar a definir los criterios para diagnosticar a tiempo los casos críticos para que un especialista le establezca el tratamiento más adecuado. En este aspecto los amigos y familiares cercanos tienen un papel fundamental.

Según esta clasificación, la adicción a los videojuegos se caracteriza sobre todo por un patrón de comportamiento de juego recurrente, aquí compilamos algunos signos del mal uso que indican a los usuarios pedir ayuda.
  1. Dejar a un lado las relaciones sociales, familiares o de trabajo (Aislamiento social)
  2. Empeoramiento del rendimiento académico
  3. Pérdida de noción del tiempo
  4. No ser capaz de limitar el tiempo de juego
  5. Jugar en tiempos de descanso
  6. Continuar jugando a pesar de las consecuencias negativas causadas
  7. Dolores óseos o articulares
  8. Ira desmesurada

Los efectos de esta enfermedad suelen ser evidentes durante, al menos, 12 meses. Es solo a partir de entonces, cuando se podrá diagnosticar a una persona que padece esta patología. Aún así, este período puede variar y ser menor en caso de aquellas personas que cumplan con todos los requisitos de diagnóstico y cuenten con síntomas graves.

Las causas de esta adicción variarán dependiendo del paciente, por lo que no es posible establecer un único origen del problema, individualizando el casopara conseguir un diagnóstico más preciso.

Además, la personalidad juega un papel fundamental en este tipo de pacientes. Las siguientes causas pueden afectar en mayor o en menor grado a cada paciente y generar adicción a los videojuegos:
  • Baja tolerancia a la frustración
  • Dificultad para gestionar los sentimientos
  • Creencia de superioridad
  • La retroalimentación que devuelven los videojuegos al subir de nivel
  • Problemas laborales, escolares o en el hogar que hacen buscar refugio en un mundo de fantasía.
  • Depresión

En ocasiones estas adicciones pueden derivar en otras enfermedades o trastornos como la depresión, la ansiedad, el consumo de drogas o la esquizofrenia. Además, estas pueden acabar afectando a su entorno cercano, especialmente a mujeres embarazadas.

En Centro de Rehabilitación de adicciones en Sevilla, podemos ayudarle. Si deseas más información puedes contactar con nosotros en nuestra web o llamando al siguiente número: +34 682 669 382.